Newsletter
Newsletter
 • HISTORICO

Agreste y desolado, un santuario de la naturaleza en la Patagonia

Cuenta con miles de hectáreas de bosques, una fauna variada y hasta restos fósiles




GOBERNADOR GREGORES.- En el centro geográfico de Santa Cruz, el poblado de Gobernador Gregores despliega su fisonomía en el desértico paisaje, sólo aplacado por el vecino cauce del río Chico y su pequeña isla Fea, frente al casco urbano, con chacras con cultivo de forrajes, frutales y verduras, producto de un plan de regadío y fertilización de las áridas tierras de la zona.
Desde Gregores parte el camino hacia el Parque Nacional Perito Moreno: primero por la ruta 25, luego por la 40 y finalmente por la 37, al pie del cerro Las Horquetas.
Motivo de confusión permanente para los visitantes, este parque no es el que alberga el famoso glaciar, pero sí hermosos lagos, tupida vegetación, numerosos cerros y otras bellezas que nada tienen que envidiarle al Parque Nacional Los Glaciares.
A medida que se aproxima la entrada del parque, los cerros circundantes parecen formar un anfiteatro, destacándose el Heros, con sus 2770 metros de altitud y el colosal San Lorenzo, con más de 3500 y predilecto de los andinistas.
El parque, uno de los menos visitados del país, en parte debido a su difícil acceso, fue creado en 1937 y suma 115.000 hectáreas protegidas, que incluyen bosques subantárticos y de estepa. El área del guardaparque se encuentra a 10 km del ingreso, y es allí donde se puede solicitar información sobre los distintos recorridos y servicios. Hay sectores para acampar en las cercanías de las dos cuencas lacustres del parque, desde donde además parten senderos que llevan a fantásticos miradores naturales.
Por un lado, la conjunción de los lagos Península, Mogote, Azara, Escondido y Nansen, que desaguan en el Pacífico, y por otro, el lago Burmeister y su confluencia en los ríos Roble, Belgrano y Chico, que tras un largo trayecto desembocan en el Atlántico.
Cerca de este lago se puede observar pinturas rupestres y yacimientos de fósiles con vertebrados y troncos petrificados. La flora andinaestá compuesta por ñires, lengas y coihues, mientras que en la región esteparia abundan pastizales, arbustos y especies achaparradas. En la fauna se destacan guanacos, pumas, ñandúes, zorros, gatos monteses y de los pajonales, loros, lechuzas, águilas, gaviotas, pájaros carpinteros y cóndores. Es estricta la protección del huemul, por su notorio peligro de extinción.
Por los senderos permitidos, el trekking, las cabalgatas, las travesías en mountain bike o vehículos 4x4 son alternativas propicias, como también la observación de aves y los safaris fotográficos. Las estancias cercanas brindan alojamiento y organizan excursiones.
Uno de los itinerarios es el que parte desde la estancia Lago Belgrano. Desde allí se puede acceder a la península del lago homónimo, a 8 km del casco, donde se puede apreciar una gran población de flamencos, patos y avutardas, además de las magníficas vistas del espejo color turquesa y el espléndido cerro Heros.
Desde la misma estancia parte también otro circuito que lleva hasta el río Lácteo, denominado así por el color lechoso de sus aguas.
En el trayecto se pasa por el cerro Colorado, imponente mole de piedra en permanente vigía, y más adelante se bordea el colosal cerro Peinado, de 2482 metros, con la estancia Rincón al pie. Luego de un último tramo surcando arroyitos se asciende a lo alto de los barrancos para obtener una impresionante vista del río Lácteo, que corre encajonado muy abajo.
Finalmente, un tercer circuito es el que permite visitar el lago Burmeister, a 16 km de la casa del guardaparque. Allí hay placenteros lugares para acampar, abundante arboleda al reparo de los vientos y agua limpia del lago.
Desde éste se abre el curso del río Roble y siguiéndolo se llega al cerro de Piedra, dotado de varias cavernas que atesoran pinturas rupestres pretehuelches. Las pictografías están del otro lado, por lo que debe cruzarse el río a pie y con mucho cuidado. Vale la pena. No sólo por lo que se puede ver, sino porque forma parte de lo que, en general, significa visitar cada sector de este parque nacional: una auténtica aventura.

Datos útiles

Cómo llegar

Desde Gobernador Gregores son 208 km. Se sugiere cargar combustible en esta localidad.

Alojamiento

Hay dos hospedajes, modestos, pero agradables, en Gregores. El Cañadón León (02962) 491082 y el San Francisco (02962) 491039. La otra opción es la estancia La Oriental, en los lindes del parque nacional, a orillas del lago Belgrano (02962) 452445/2196.

Mas información

Casa de Santa Cruz en Buenos Aires. Suipacha 1120 Capital; 4325-3098/3102.

En Internet

Marcelo Ruggieri

¡Compartilo!

SEGUIR LEYENDO

LinkedIn: 8 consejos para tener tu perfil actualizado para conseguir trabajo más rápido

LinkedIn: 8 consejos para tener tu perfil actualizado para conseguir trabajo más rápido


por Redacción OHLALÁ!
Tapa para OHLALÁ! de junio con Stephie Demner

 RSS

NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.