Newsletter
Newsletter

Luna Llena en Cáncer: cómo nos impacta este tránsito

La primera conversación entre el Sol y la Luna toca el tema de los comienzos, las materializaciones y las bases para alcanzar nuestros sueños.


CollagistaValentina Bussi

Luna Llena en Cáncer.

Luna Llena en Cáncer. - Créditos: Valentina Bussi.



Sol y Luna, un encuentro

Periódicamente, el Sol y la Luna se enfrentan desde el mismo grado de dos signos opuestos. Esta lunación mensual es la Luna Llena y, simbólicamente, combina la llegada de un mensaje de nuestro inconsciente (personal y colectivo) relacionado con la energía que transita la Luna, y que integrar a la parte consciente y voluntaria, que conlleva la energía del signo del Sol. Son momentos en los que, si estamos atentas, le podemos dar una vuelta de tuerca más a nuestro autoconocimiento.

Esta Luna Llena se da en el grado 16° de Capricornio y Cáncer a las 20:08 hora de Argentina, muy cerquita de Mercurio y en buena sintonía con Urano. El planeta de la comunicación y el pensamiento y el de lo inesperado y la novedad pueden traernos sorpresas, tanto desde afuera como desde nuestra propia introspección.

El Sol en Capricornio: materializar y alcanzar

Es conocida la identificación de Capricornio con el máximo grado de perfeccionamiento en una tarea, proyecto u objetivo, porque es un signo tenaz, eficiente y orientado a resultados. No le cuesta enfrentar desafíos; es más, su motivación pasa por ellos. Y, a fuerza de trabajo duro y fuerza de voluntad, siempre ganan, porque su planeta regente, Saturno, es justo y recompensa el camino recorrido. ¿Uno de sus secretos para llegar a la cima? Saber administrar las energías, liderar y delegar, para lograr el máximo desarrollo con el esfuerzo necesario, pero sin derroche.

La Luna en Cáncer: afectivizar y proteger

En el signo que rige, la Luna se siente cómoda y afín. Imaginemos la relación indisoluble entre un bebé chiquito y su mamá: casi como un solo cuerpo, ella entiende las necesidades físicas, pero también las emocionales, para que el chiquito se nutra, crezca y se desarrolle. Cuando se convierte en adulto, ese bebé puede mirar hacia atrás y tener un sentimiento de pasado, memoria y pertenencia. De la misma manera, maternar nuestras metas, ponerles emoción y corazón y atender a lo que intuitivamente sabemos que piden de nosotras para realizarse es el centro de sentido de este encuentro entre el Sol y la Luna, que nos pone frente a frente con nuestro proceso de maduración y nuestra capacidad de autocuidado.

Cómo repercute en nuestras energías

En todas las personas, la energía de la Luna Llena se suele sentir intensamente. Algunos encuentran dificultad para dormir, otros más necesidad de descanso que habitualmente, y también puede dar una electricidad física que se traduce en sobrecarga de energía.

También, recordemos que más allá de la preponderancia de nuestra energía de Sol, Luna y Ascendente, los doce signos viven en mayor o menor proporción en cada una de nosotras, por lo que todos los eventos planetarios nos repercuten en alguna medida. Si tenés a mano tu carta natal, podés sacarle más provecho a esta información buscando en qué casa se localizan Capricornio y Cáncer, y si tenés planetas o comienzos de casas entre los grados 12° y 20° de estos signos.

Puntualmente, esta Luna es particularmente importante para Capricornio y Cáncer, que son los protagonistas del evento y que pueden sentir una invitación a la polarización en la energía opuesta, notando que no se sienten “como ellos mismos”. Es una excelente oportunidad para integrar esa energía que no les resulta familiar, acercarse a ella y experimentar cómo se sienten.

Otros signos de especial relevancia son Géminis, Virgo y Acuario, porque sus planetas regentes reciben la energía de esta lunación. Van a tener un momento de claridad, como si se descorriera un velo y pudieran, por fin, encontrar la parte de la imagen que les estaba faltando para su comprensión holística.

Escorpio y Piscis, como signos de agua que hacen contactos fluidos con Cáncer y Capricornio, se ven movilizadas emocionalmente, lo mismo que Tauro, energía terrenal que tendrá un subidón en sus ganas de concretar sueños y anhelos.

Los signos menos afectados por esta lunación son Sagitario y Leo, mientras que para Aries y Libra representan un desafío porque sus maneras de encarar proyectos y ambiciones son muy diferentes de las que se ponen en juego en este recorrido. El desafío va a pasar por hacer un trabajo de introspección que ilumine y defina las metas a conseguir, teniendo en cuenta el autocuidado, la mesura en el trabajo (contrariamente a la autoexplotación), la consonancia de lo que queremos lograr con nuestros ideales emocionales y la protección de nuestro yo interior, aquel que soñaba en nuestra niñez y que todavía, a veces, nos habla si estamos dispuestas a escucharlo.

 

Juegos Astrales

En esta sección, nos tomamos la licencia de divertimos con los estereotipos zodiacales. ¿Vos cómo sos?

¡Compartilo!

SEGUIR LEYENDO

Horóscopo diario: las predicciones para el miércoles 17 de abril de 2024

Horóscopo diario: las predicciones para el miércoles 17 de abril de 2024


por Verónica Barrionuevo
Tapa de revista OHLALÁ! de abril con Gime Accardi

 RSS

NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.