Newsletter
Newsletter
 • HISTORICO

Día Internacional de la Mujer: 5 historias unidas por la búsqueda de un mundo mejor

Sus luchas son distintas, pero las unen la convicción y el compromiso de hacer de este mundo y del futuro un lugar mejor. Conocelas


Producción de Lula Romero

Producción de Lula Romero - Créditos: Denise Giovaneli



CRISIS CLIMÁTICA Y ECOLÓGICA

Melina Scioli, 34 años, cofundadora del Club de Reparadores. @clubdereparadores.
Melina Scioli cofundó el Club de Reparadores junto con Marina Pla en 2015. Al equipo pronto se sumaron Julieta Morosoli y Camila Naveira. En la práctica, es un movimiento que promueve la reparación de objetos a través de eventos y otras iniciativas. Simbólicamente, es una manera de generar conciencia sobre el impacto que nuestro consumo tiene sobre los ecosistemas de los que dependemos y de entender que alargar la vida útil de las cosas es una forma concreta de cuidar los recursos naturales y evitar emisiones de carbono. En las reuniones itinerantes del Club de Reparadores se encuentran personas con oficios y personas con objetos rotos (desde electrónicos hasta ropa, juguetes o libros) para arreglarlos juntos. Como por la pandemia estos encuentros tuvieron que suspenderse, lanzaron Reparar.org, una guía para buscar y recomendar reparadores barriales.
“El Club es un proyecto que impulsamos desde Artículo 41, asociación civil que toma su nombre del artículo de la Constitución Nacional que establece que tenemos derecho a un ambiente sano, equilibrado y apto para el desarrollo humano y el deber de preservarlo. Con el mismo objetivo realizamos otras acciones, como campañas de divulgación ambiental, como Ambiente Sano o Insostenible.net. Con Marina nos conocimos trabajando de manera independiente en el reciclaje de residuos. Bastante decepcionadas con esta estrategia como solución, decidimos enfocar nuestros esfuerzos en resignificar la reparación como una manera de prevenir residuos y contribuir a un cambio cultural. Aunque las acciones individuales para reducir el impacto ambiental generan un efecto multiplicador que parece alentador, para afrontar los desafíos de la crisis climática y ecológica se requiere un cambio sistémico y la acción efectiva de las políticas públicas. Existe consenso científico que da cuenta de la grave crisis a la que nos enfrentamos: pérdida de biodiversidad, eventos climáticos extremos, pandemias..., todas consecuencias de un modelo económico que prioriza el dinero sobre la vida. Imponer un modelo de producción y consumo infinitos en un planeta de recursos naturales finitos es insostenible. A nivel particular, creemos en el poder de dos instancias muy valiosas: lo que elegimos a la hora de hacer las compras y lo que elegimos cuando votamos. En el mercado, se trata de comprar local, de evitar residuos, de tomar conciencia de qué modelo estoy apoyando en cada alimento u objeto que elijo: quién lo produjo, de dónde vienen sus materias primas, qué sucede cuando se termina su vida útil, etc. En Artículo 41 creemos que –como dice Greta Thunberg– nadie es demasiado pequeño como para hacer una diferencia y que si todos asumimos la responsabilidad de hacer aquello que está a nuestro alcance, podemos construir una realidad muy diferente, para nosotros, para nuestro planeta y para las demás especies que lo habitan”.

DESNUTRICIÓN INFANTIL

Catalina Hornos. 36 años, fundadora de la ONG Haciendo Camino. @haciendocamino.
Producción de Lula Romero.

Producción de Lula Romero. - Créditos: Denise Giovanelli

Catalina Hornos tiene 11 hijos, 7 adoptados, que cría junto con su marido en su departamento de Buenos Aires. Además, es la fundadora de una ONG que se llama Haciendo Camino, que tiene trece centros de prevención de desnutrición en Santiago del Estero y en Chaco y donde trabajan 130 empleados.
“Trabajamos fundamentalmente en la recuperación nutricional de chicos de 0 a 5 años. A través de la nutrición y la estimulación temprana, buscamos evitar desfasajes en su desarrollo psicomotriz. También trabajamos con sus madres y con otros grupos de riesgo, como madres adolescentes o madres con discapacidad intelectual, acompañando la maternidad y la crianza. Desde que obtuvimos la personería jurídica, en 2007, 7264 niños fueron tratados en el Programa Nutrición, 6459 mujeres participaron de talleres de Educación para la Salud, Crianza y Derechos, acompañamos a 2806 mujeres embarazadas, 2424 mujeres aprendieron un oficio y brindamos más de 18.000 consultas médicas de forma gratuita.
Cuando tenía 20 y pocos, me fui de voluntaria a Añatuya y conocí personalmente una realidad que me marcó para siempre. Me acuerdo del caso de una bebita que murió por desnutrición: le habían indicado a su mamá que le diera cucharaditas de leche en polvo disueltas en la mamadera de agua, pero esa mamá no había entendido bien y lo que hacía era disolver cucharadas de leche líquida en la mamadera con agua, con lo cual le daba prácticamente agua... Su muerte me impactó muchísimo. Me partía el corazón pensar que eso había pasado por una cuestión de desinformación, por haber llegado tarde con la indicación correcta. A veces todavía nos pasa que llegamos tarde, pero empecé Haciendo Camino porque estoy convencida de que podemos incidir en el futuro de los niños”.

DERECHOS HUMANOS

Mariela Belski. 49 años, directora ejecutiva de Amnistía Internacional Argentina. @mariela.belski.
Producción de Lula Romero

Producción de Lula Romero - Créditos: Denise Giovaneli

Mariela Belski es abogada graduada en la UBA, tiene una maestría en Derechos Humanos en la Universidad de Essex e innumerables otras especializaciones. Es embajadora de #EllaDecide (#SheDecides), el movimiento mundial por los derechos de las mujeres.
“Cuando quedé seleccionada para dirigir Amnistía Internacional Argentina, corría el riesgo de cerrar. Pero crecimos mucho en estos años. En términos generales, por supuesto que Argentina no es el país donde hay más violaciones a los derechos humanos si lo comparamos con Venezuela, Siria o República Democrática del Congo. Pero sí nos preocupa el abuso que han hecho algunas provincias –y especialmente las fuerzas de seguridad– durante la pandemia; también el incremento de la violencia de género que se exacerbó y subrayó las desigualdades. Por fuera del contexto pandémico, hay temas que ya son estructurales, como el uso abusivo de la fuerza o la situación en que viven las comunidades indígenas, que han sido sistemáticamente excluidas. Tampoco existe una política para resolver los hacinamientos carcelarios... Son todos problemas que Argentina no termina de resolver. En lo personal, trabajé mucho para lograr la despenalización y legalización del aborto. Ahora se coronó con la ley y me da mucha emoción, porque creo en la autonomía de las personas para tomar decisiones sobre sus vidas. Por otro lado, me preocupa el tema de la libertad de expresión y el avance tecnológico sobre nuestra privacidad. Me interesa el debate sobre el uso de las redes sociales para agredir, violentar o censurar. Creo que ahí hay una discusión pendiente que nos debemos como sociedad. Sueño con un mundo más igual. Sueño con una sociedad que de verdad se preocupe por generar políticas para achicar las desigualdades sociales en general y respecto a las mujeres, especialmente”.

EL FEMINISMO

Florencia Angilletta. 34 años, licenciada en Letras y becaria del Conicet. @florenciangilletta.
Producción de Lula Romero

Producción de Lula Romero - Créditos: Denise Giovaneli

Florencia Angilletta es una lúcida observadora de la realidad y su propuesta de lucha es la de un feminismo siempre en construcción, que se mueve de hito en hito, pero que no deja de hacerse preguntas. Florencia estudió Letras en la UBA, donde es docente y becaria doctoral del CONICET. Además, publica notas, artículos y libros sobre literatura, feminismos y política, como ¿El futuro es feminista? y Zona de promesas, que saldrá este año.
“El feminismo en singular no existe. Hablamos de feminismos en plural porque es un espacio de discusiones, vivo, en movimiento; no es algo plano. También para interpelar nuestros modos de ser feministas, porque ser feminista no se resume en declararse tal y porque tampoco hay una sola forma de serlo. Claro que siempre dentro de horizontes compartidos, como la búsqueda de igualdad. Tras la sanción de la Ley de la Interrupción Voluntaria del Embarazo y con un Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad, lo que tenemos por delante no es solo las conquistas y los derechos, sino las nuevas preguntas que se abren. Por supuesto que celebro la aprobación de la ley, por la que se ha luchado históricamente. Esta es una conquista muy importante también para América Latina, porque las leyes pioneras suelen generar un efecto en los países de la región. Pero esta nueva época es como una flecha que apunta hacia dos lados: a seguir la lucha por la igualdad y la transformación (como la licencia por paternidad, por ejemplo, que debe ser más amplia para que de verdad pueda ser efectivo que varones y mujeres compartan las tareas de cuidado), pero también para que los feminismos y las feministas nos sigamos cuestionando. Creo que estamos en el momento de plantearnos cómo vivir una vida feminista, lo que es tremendamente desafiante y complejo. Cómo volver la casa y la maternidad más feministas es el gran desafío de esta época. Porque el feminismo más difícil es el de la vida privada”.

EL FUTURO DE LA EDUCACIÓN

Melina Masnatta. 37 años, cofundadora y directora de Chicas en Tecnología. @melinamasnatta.
Producción de Lula Romero

Producción de Lula Romero - Créditos: Denise Giovaneli

Melina es magíster en Tecnología Educativa y licenciada en Ciencias de la Educación de la UBA, pero también se capacitó afuera. En los últimos años lideró procesos y programas de innovación social con alcance regional, tanto en los sectores público y privado como en organismos internacionales. En 2020 fue destacada como Emprendedora del Año por EY y por Beiersdorf Alemania como una de las cinco personas del mundo que generaron innovación educativa durante la pandemia.
El objetivo es ayudar a los jóvenes a ver en la tecnología una opción de vida: que puedan pasar de ser sujetos pasivos a ser sujetos con juicio crítico y capacidad creativa, que puedan usar la tecnología como un camino de producción de conocimiento, de salida laboral, de emprendimiento.
La tecnología educativa no es algo nuevo, pero hasta este año el desafío pasaba por cómo se articulaba con los conocimientos. La pandemia forzó la obligatoriedad de la tecnología, y entonces surgieron desafíos nuevos. Porque quien enseña ahora compite con las pantallas, que tienen aplicaciones especialmente diseñadas para captar la atención del público adolescente. Pero todo desafío encierra una oportunidad y, en este caso, la tecnología permite poner al estudiante en el centro de la escena para que pueda identificar la manera de aprender que más le resulte: visual, auditiva, texto, video, etc. El futuro de la educación no va a pasar por la transmisión de un conocimiento cerrado en un formato equis, como una fotocopia, por ejemplo, sino en el aprovechamiento de las múltiples formas de adquirir un conocimiento, pero también de expresarlo. El GRAN desafío de la educación actual es encontrar las estrategias para que los adolescentes que estudian se sientan parte activa de su educación, para incentivarlos a crear algo con todo lo que tienen a disposición: usar ellos la tecnología, y no al revés”.
Maquilló Gabi Triay. Peinó Karina Otero para Estudio Olivera con productos Schwarzkopf. Agradecemos a Converse, Guillermina Regalado, Inku, María De Tomaso y Veïna por su colaboración en esta nota.

¡Compartilo!

En esta nota:

SEGUIR LEYENDO

Marcha por el Día de la Mujer: así fue la movilización frente al Congreso 

Marcha por el Día de la Mujer: así fue la movilización frente al Congreso 


por Verónica Dema y Clari Carmona
Paso a paso: cómo recuperarte de una ruptura amorosa

Paso a paso: cómo recuperarte de una ruptura amorosa


por Cynthia Serebrinsky
El costo que pagan los líderes por ocuparse de su equipo

Estrés. El costo que pagan los líderes por ocuparse de su equipo

Una oportunidad de engagement para los emprendedores

Podcast.  Una oportunidad de engagement para los emprendedores


por Milagros Conzi
Evelyn Botto en la tapa de OHLALÁ! de julio

 RSS

NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.