Newsletter
Newsletter

Tarot: ¿qué carta rige tu vínculo de pareja?

Descubrí cómo las cartas hablan de tu relación y aprendé a comprender mejor lo que te pasa.





Por Beatriz Leveratto
Especial para revista Ohlalá! Web
El Tarot posee una gran riqueza interpretativa por ser un lenguaje simbólico y sagrado. No solo se utiliza en una lectura de cartas, sino también alude a aprendizajes en diferentes aspectos de la vida. En esta nota descubriremos que carta rige el vínculo con nuestra pareja para ayudarnos a comprender mejor la relación.
Todos tenemos una carta de tarot que rige nuestro aprendizaje de vida, esta surge de la sumatoria de la fecha del día, mes y año de nacimiento. Este número se reduce a un sólo dígito y será el de una carta de Tarot que representa la enseñanza de vida para cada individuo. Lo mismo haremos con la fecha de nacimiento de nuestra pareja, que será la carta que rige la vida del otro para luego realizar la sumatoria de las dos fechas llegando a resultado cuyo número también reduciremos a un solo dígito (o sea del 1 al 9) para descubrir que Arcano de Tarot rige nuestra relación.
A modo de ejemplo:
Usted nació el 24 de diciembre de 1973, deberíamos sumar los números para el día 24.12.1973.
24. 12. 1973 = 2 + 4 + 1+ 2 + 1 + 9 + 7 + 3 = 29 = 2 + 9 = 11 = 1+ 1= 2
Luego sumaremos la fecha su pareja, por ej:
17. 08. 1976: 1 + 7 + 8 + 1 + 9 + 7 + 6 = 39 = 3 + 9 = 12= 1 +2 = 3
Persona I: 2 + Persona II: 3 = 3 + 2 = 5
Este vínculo tendrá un aprendizaje de vida con energía 5 , que es la carta El Papa .
Puede suceder que la suma de las dos fechas de un número de dos dígitos, en ese caso hay que reducir también el resultado final a un solo dígito .
Por ej. si su fecha de nacimiento suma 7 y la de la otra persona suma 8 , tendríamos que sumar 7 + 8 = 15 , y luego volver a sumar 1 +5 = 6 , sería el arcano que rige el aprendizaje de esta relación.
Veamos qué cartas rigen nuestras relaciones:

Si la suma da un NÚMERO 1 (viniendo de un nro. 10) la carta que regirá el aprendizaje de la relación será: El Mago


Relación que nos conecta con la alegría y la inteligencia
Simboliza un vínculo entre dos seres astutos, líderes y carismáticos, tienden a querer convencer a los otros de sus ideas y más aún cuando están en pareja. Este encuentro resulta a veces algo tenso o conflictivo pues cuestiona tus creencias o estilos de vida. Relación que enfrenta a continuos desafíos y fricciones por querer imponer los propios caprichos. Habrá que aprender a ceder protagonismo y a negociar la necesidad de hacer todo según el propio antojo. Ambos son grandes seductores y tienen el don de la palabra. Relación siempre activa, desafiante y divertida, eternamente motivadora en el crecimiento intelectual. El otro se vuelve intrigante y atrayente pues nunca se sabe con qué se va a salir, siempre pregunta o propone situaciones insólitas que obligan a pensarse de manera diferente. Esta relación enfrenta a la necesaria y compleja combinación de amar y dar libertad. Si logran superar la necesidad de protagonismo o excesiva individualidad será un vínculo que se sostiene desde la pasión y la mutua admiración.

Si la suma da un NÚMERO 2 la carta que regirá el aprendizaje de la relación será: La PAPISA


Relación que nos conecta con la intuición y el compañerismo
Vinculo muy intenso, posesivo, y simbiótico. Existe mucha similitud de proyectos entre ambos. Dando la sensación de conocerse desde siempre y de entenderse sin necesidad de hablar. Afinidad y comodidad inmediata. Se ayudan mutuamente a encontrar calma y calidez, se conocen en sus tiempos, no se fuerzan ni se aceleran. Se respetan en los ciclos personales, se intuyen desde el corazón sin necesidad de excesivas palabras, se llevan muy bien y comparten tiempos relajados de profundo encuentro. Es probable que se hayan sentido cómodos desde el primer momento, casi como si se conocieran de antes. Se protegen y cuidan naturalmente. Compartir el hogar, entender las necesidades y reconocer sus tiempos les resultará fácil. Habrá que estar atentos a que la excesiva comodidad no produzca un descuido de lo sensual y de la seducción, llevando al vínculo a una maternización excesiva, a des erotizar la relación viviéndola como una rutina repetitiva que paraliza cualquier posibilidad de cambio.

Si la suma da un NÚMERO 3 la carta que regirá el aprendizaje de la relación será: LA EMPERATRIZ


Relación que nos conecta con la creatividad y el erotismo
Atracción instantánea. Este vínculo potencia la pasión y el erotismo de cada uno. Relación cargada de magnetismo, intensidad y sexualidad, generando una historia excitante, alegre y de mutua motivación personal. Habrá que aprender a dar libertad al otro para que cada uno pueda desarrollar su creativa individualidad sin sentir amenazada la estabilidad del vínculo. Poner especial atención a la tendencia a celar o presionar en exceso, pues se tiende a proyectar en la pareja la creatividad que quizás uno no pudo aún desarrollar a fondo. Suelen gustarles las mismas cosas y disfrutar de actividades muy afines. Se potencia la alegría y el juego. Juntos descubren talentos y desarrollan una particular confianza que sin esa persona difícilmente hubieran reconocido. Vinculo potente, gratificante para ambos, estimulante, vitalizante, y creativo. Prestar atención a buscar que el otro calme angustias o vacios que uno por sí mismo no puede aplacar. Aprender a darse libertad el uno al otro discriminando proyectos individuales, tolerando la tendencia a celarse en exceso. El gran magnetismo que produce este encuentro puede llevar a querer controlar y a vigilar en exceso.

Si la da un NÚMERO 4 la carta que regirá el aprendizaje de la relación será: EL EMPERADOR


Relación que nos conecta con la solidez y la confianza
Comodidad para planificar la vida desde proyectos y deseos similares, con este compañero las exigencias cotidianas se hacen más livianas pues sabe dar respuestas responsables y no evita el compromiso ni el esfuerzo que toda relación requiere. Es posible proyectar a futuro y no frustrarse pues se ha encontrado un otro con igual capacidad para persistir en su palabra y para ser firme y comprometido en el afecto, inclusive en momentos complejos y tormentosos. Habrá que estar atentos a hacerse excesivo cargo de exigencias y mandatos que dejen de lado la alegría y la vitalidad. Peligro de esperar demasiada perfección en este vínculo que puede tender a repetir modelos heredados excesivamente estructurados. Ante tanta exigencia habrá que ser astutos para no polarizarse y dividir los roles: ocupando uno el lugar del rígido y exigido y el otro el del rebelde. Si logran superar esta polarización será un vínculo sólido y con promesas de crear permanencia y familia pues ambos responderán de manera madura y con igual entusiasmo por comprometerse en un proyecto estable.

Si la suma da un NÚMERO 5 la carta que regirá el aprendizaje de la relación será EL PAPA


Relación que conecta con el crecimiento y la potencia
Vínculo intenso, atrayente y contradictorio, suelen ser las típicas relaciones de atracción penetrante, amor y odio con la misma intensidad. Se atraviesan altibajos por desafíos continuos entre la confianza y la paranoia. Susceptibilidad y magnetismo que polarizan en fuertes situaciones de desconfianza y reclamos en contraste con una apasionada y mutua admiración. Esta persona hace evidente el juego de proyecciones entre la propia rebeldía y libertad, por eso nos fascina y nos saca de eje a la vez. Juntos pueden superar la natural propensión a victimizarse o a quejarse de las desgracias que les acontecen en la vida. Vínculo de continuo estimulo y de gran transformación, esta relación trae crecimiento hacia una forma más madura y libre de entender las cosas. Se ayudan a desarrollar una potencia desconocida en la propia personalidad pues no se deja "escapar", obliga a estar alertas, se denuncia el juego de proyecciones de potencia.Superando el doble vínculo entre la necesidad de control y el magnetismo de dos fuertes personalidades, florece una relación que colabora como ninguna en el propio crecimiento, premiándolos con una forma sublime de vivir el amor y la sexualidad.

Si la suma da un NÚMERO 6 la carta que regirá el aprendizaje de la relación será: LOS ENAMORADOS o LOS AMANTES


Relación que nos conecta con la confianza y la libertad
Vinculo multifacético con continuas contradicciones y ambigüedades, extremadamente cambiante y contradictorio. Pareciera difícil definir un rumbo claro en medio de situaciones cambiantes o ambiguas, puede haberse iniciado como amigos o compañeros donde alguno deberá arriesgarse a pasar a un nuevo estadio o donde pueden surgir dificultades para acordar o aclarar qué clase de compromiso desean tener. Esta relación mostrara siempre el juego dinámico, las fluctuaciones emocionales y las variaciones en los deseos como parte de la emocionalidad humana, permitiendo también no identificarse ni atemorizarse con cada una de estas oscilaciones. Ayuda a tolerar las contradicciones propias, a ahondar y a liberarse de las rígidas creencias sobre "alma gemela", o la necesidad de ser todo para otro. Habilita máxima sinceridad emocional pues con el otro es posible mostrar las propias contradicciones sin poner en riesgo la relación. Surgen formas de accionar y pensar diferentes, es posible incursionar en diversos mundos y aceptar lo no planeado. Vinculo que aporta libertad, confianza, soltura y apertura de mente.

Si la suma da un NÚMERO 7 la carta que regirá el aprendizaje de la relación será: EL CARRO


Relación que nos conecta con los desafíos y el coraje para arriesgar
El otro resulta inmediatamente atractivo, intenso y avasallante. Habrá que prestar extrema atención al peligro de querer demostrarle de manera burda lo importante que somos pues puede malinterpretarse con una excesiva competitividad o con creerse superior al otro. Habrá que estar atento a la irritabilidad y peleas por amor propio o excesivo egocentrismo. La personalidad individualista se maximizan provocando disputas que los alejan del corazón, tanto como discusiones que nos distancian de la aceptación y la capacidad amorosa. Tendencia a menospreciar o a ridiculizar los proyectos del otro por miedo a quedar muy atrás o por cierta dificultad para aceptar el crecimiento y despliegue del otro. Nos hemos encontrado con alguien igual de valiente y corajudo, con quien es posible dejarse conducir. Será difícil sentir que uno lidera la historia, juntos se activan y generan un desconocido valor y decisión. La vida se corona de confianza y de energía para accionar. Difícilmente se aburran pues juntos se motivan a llegar a lugares impensados que de manera individual nunca hubieras imaginado alcanzar. Relación vitalizante, altamente erotizante y de sexualidad desbordante. Ambas vidas se vitalizan generando confianza para ellos y su entorno, trasmiten el mensaje "siempre se puede salir adelante".

Si la suma da un NÚMERO 8 la carta que regirá el aprendizaje de la relación será: LA JUSTICIA


Relación que nos conecta con el crecimiento y el compromiso
Encuentro que obliga a madurar a ambas partes. Habrá que estar atentos a una excesiva exigencia por pretender que el otro se ajuste a las propias expectativas. La relación puede vivirse como muy crítica o censuradora. Obliga a desarrollar la paciencia, la capacidad de espera y la tolerancia por tener tiempos, modos o creencias muy diferentes. Esta relación reúne personas de tiempos muy distintos, obligando a desarrollar tolerancia y madurez para aceptar a alguien muy distinto. Ha llegado alguien importante a nuestras vidas pues cambiará nuestra estructura de pensamientos y nuestra filosofía de vida para siempre. Este vínculo implicará un visible crecimiento y compromiso hacia un nuevo nivel de relación que lleva a aclarar, ordenar, purificar y superar el propio pasado, alivianando excesos para continuar el viaje libre de historias ya transitadas. Es un encuentro para ser tomado "muy en serio". Mutuo respeto y admiración mas allá de la belleza física o de las apariencias.

Si la suma da un NÚMERO 9, la carta que regirá el aprendizaje de la relación será: EL ERMITAÑO


Relación que nos conecta con la compasión y el amor desinteresado
La imagen de un viejo sabio en solitaria búsqueda, puede simbolizar las vivencias que atraerá este vínculo. Sugiriendo una relación que deberá atravesar grandes pruebas de vida. Nos hemos encontrado con alguien muy diferente a la media social, valora o le atraen cosas que no corresponden a la vida normal o que no encajan en la "normalidad". Juntos sienten una particular sensación de exilio del alma, dando encuentro entre seres solitarios a quienes les cuesta compartir lo que la sociedad valora. Este es un encuentro de almas viejas que se estaban esperando, juntos hallan reposo, calma y sabiduría. Juntos se animan al desafío de vivir en constante ambivalencia entre la necesidad de continuar con una vida llena de excitación y logros materiales en contraposición con la inminente sensación de hartazgo y de vacío existencial. Serán mutuos y buenos guías espirituales, sienten afinidad de almas, más allá de las personalidades visibles. Es probable que compartan una vocación o sigan una misma filosofía o camino espiritual. Esta relación está guiada por un propósito mayor, existirá un bilateral estimulo hacia lo místico, religioso o esotérico. Se ayudan a superar excesos y dramatismos, acompañándose desde una mirada más comprensiva, compasiva y amorosa.
¿Hiciste la suma? ¿Qué carta representa a tu pareja?

¡Compartilo!

En esta nota:

SEGUIR LEYENDO

Cómo será el pago de las facturas de abril de las prepagas tras las medidas del Gobierno

Cómo será el pago de las facturas de abril de las prepagas tras las medidas del Gobierno


por Redacción OHLALÁ!
Cómo decorar tu casa con antigüedades y muebles vintage

Cómo decorar tu casa con antigüedades y muebles vintage


por Carolina Cattaneo
Conflicto entre Israel y Palestina: 5 documentales para saber más sobre lo que está pasando

Conflicto entre Israel y Palestina: 5 documentales para saber más sobre lo que está pasando


por Laura Gambale
Los 10 mejores memes de julio

Los 10 mejores memes de julio

Tapa para OHLALÁ! de junio con Stephie Demner

 RSS

NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.