Inscripciones 2023: cómo elegir el jardín para mi hijo

Si tiene doble turno, dan inglés, si está lejos o cerca de casa, cuánto dura la adaptación son algunas de las cuestiones a contemplar a la hora de elegir jardín. Te ayudamos con algunas dudas frecuentes.


Jardín de infantes: cómo elegir el mejor para tu hijo

Jardín de infantes: cómo elegir el mejor para tu hijo - Créditos: Getty



¿Hay un tipo de jardín para cada familia? ¡Sin dudas! Es muy probable que el jardín a donde asisten tus sobrinos o hijos de tus amigas quizás no sea el jardín para vos

"Hay estilos de enseñanza aprendizaje que resuenan más con algunos tipos de familia que con otros. Todo dependerá del perfil que tenga cada infancia y de las posibilidades económicas que tenga cada familia", explica María del Rosario Vocos Conesa, licenciada en Psicopedagogía e influencer. 

Si estás en la búsqueda del "mejor" jardín posible para tu hijo, estos consejos te pueden ayudar. 

Claves a tener en cuenta

  1. 1

    Reconocer que hay cuestiones prácticas tan importantes como cuestiones ideológicas, sobre todo, cuando se trata de la elección del nivel inicial.

  2. 2

    Hacer un paneo de lo que nos interesa como familia, para después poder evaluar la misión, la visión y la ideología de la escuela. ¿Coincide la escuela con lo que apuntamos a desarrollar en casa? ¿Podemos dialogar y encontrar puntos de acuerdo entre lo que plantea la institución y lo que pensamos? El colegio perfecto no existe, a la escuela la hacen los agentes que participan en ella. La clave está en encontrar la mayor cantidad de puntos comunes.

  3. 3

    Es valiosa la mirada que la familia tenga sobre el perfil de cada niño/a, para poder encontrar el lugar que mejor se adapte a sus necesidades e intereses y poder proveer la información que necesitan para que se lo acompañe de la mejor manera en su trayectoria educativa. ¿Tiene facilidad para los deportes? ¿Le interesan los idiomas? ¿Y el arte?

  4. 4

    Que el jardín esté cerca de casa o del lugar de trabajo de su cuidador/a es muy importante. Sobre todo, en casos en que necesiten acudir a retirarlo porque se siente mal, porque hay que cambiar el pañal, o algún otro motivo.

  5. 5

    Tomar las referencias de personas que hayan concurrido a esa institución también es una buena opción.

  6. 6

    Saber si en el jardín hay alguna actividad o proyecto programado de articulación con primer grado. También es importante la articulación entre grados y después entre séptimo y secundaria, que garanticen que el pase de un nivel al otro sea cuidado, secuenciado y progresivo.

¿Qué preguntar en una entrevista inicial? Tomá nota

La especialista sugiere hacer una lista de preguntas para el día de la entrevista inicial. Despejar dudas y poder empezar a establecer una comunicación bidireccional sentará las bases de relaciones de confianza y seguridad para poder mantener un vinculo amable y fluido.

Las preguntas dependerán de las dudas de cada familia, pero sobre todo en nivel inicial algunas podrían ser:

¿Cómo es el proceso de adaptación?

¿Se plantea en etapas?

¿Cuál es mi rol como adulto/a cuidador/a?

¿Cómo puedo favorecer este proceso, hay alguna actividad que me sugieran hacer en casa para anticiparnos?

¿Cómo se manejan respecto al cambio de pañal?

¿Qué sucede si un niño/a se siente mal?

¿Cómo son las propuestas de juego?

¿Cómo se relacionan con el uso de la tecnología?

Establecer pautas claras sobre lo que nos interesa transmitir, por ejemplo: “A mi me dejaría más tranquila si me llaman y lo puedo venir a retirar…”.  También cuestiones de organización como la posibilidad o existencia del comedor, las condiciones de higiene y seguridad, extensión horaria, talleres a contraturno, etc.

Expectativa vs. realidad

La experta hace especial hincapié en que no existe la institución perfecta, como tampoco las hay personas ni profesionales. "Con el paso del tiempo se van forjando acuerdos entre la escuela y las familias y, por eso, es importante mantener una comunicación fluida usando los recursos disponibles para esto: pedir entrevistas en caso de ser necesario, plantear inquietudes, compartir materiales. Podemos ser participantes activos desde un lugar de colaboración y disposición para acompañar sin entorpecer los procesos", concluye. 

Experta consultada: María del Rosario Vocos Conesa, licenciada en Psicopedagogía, influencer Una Mamá Psicopedagoga  @una.mama.psicopedagoga

 

 

 

En esta nota:

SEGUIR LEYENDO

Consumos online. Videojuegos, redes sociales y series: ¿cómo se comportan los chicos?

Desafío. Cómo estimular la curiosidad por aprender

Fósiles de gliptodontes. Un viaje increíble para descubrirlos en Argentina


por Ezequiel Brahim

Dislexia: Qué es y cómo identificar este trastorno del aprendizaje


NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.