Newsletter
Newsletter

Taylor Swift en Buenos Aires: cuánto sabes del recorrido de la cantante más importante del momento

Esta semana llega Taylor Swift a la Argentina para iniciar sus presentaciones en River. Analizamos el fenómeno swiftie y por qué su figura funciona como un símbolo del cambio, el empoderamiento y los valores que trae las nuevas generaciones.




Cuando pensamos en qué artistas marcaron la escena musical de los últimos años, es imposible que Taylor Swift no venga a nuestra cabeza. Con una carrera musical que arrancó a los 14 años e impregnada de canciones country en las que hablaba de amores adolescentes y amistad, desde muy joven la cantante norteamericana fue destacada por la prensa especializada como una de las compositoras más importantes de su generación.

Lejos de ser un fenómeno nuevo, no hay duda de que los últimos años de su recorrido trajeron un brillo especial –en muchos sentidos– gracias a su madurez artística y personal, lo que le permitió pararse de manera distinta frente a una industria (tradicionalmente) machista y (estructuralmente) muy cruel. Así que no queda otra que preguntarnos: ¿qué fue lo que hizo que esta chica de Pensilvania se convirtiera en el ícono pop que es hoy?

Sus valores: resiliencia, empoderamiento y sororidad

Hay una frase de Taylor Swift que convertí en un mantra personal: “El peor tipo de persona es aquel que hace sentir mal a alguien, tonto o estúpido por estar emocionado por algo”. No solo habla sobre un sentimiento que muchos atravesamos, sino también de los golpes que la artista recibió en su carrera. Después de romperla en la industria de la música country, la criticaron por hacer pop y “traicionar” sus orígenes. Cada una de sus relaciones románticas fue evaluada en el peor de los escrutinios machistas sobre la duración, la persona a su lado, el break-up y el uso de esa experiencia para escribir canciones. Fue cosificada por la industria (“No tiene talento, es solo una cara bonita”), criticada a nivel técnico y comparada de manera constante con otras cantantes femeninas, creando peleas que se volvían bala de cañón para los medios. Si salía, estaba demasiado tiempo de fiesta. Si no, estaba escapando de algo. 

Sin embargo, con esa bola tóxica ella hizo algo increíble: usarla para potenciar su carrera y para darles voz a millones de mujeres que sufrían lo mismo en sus propios ámbitos de trabajo. Es entonces cuando se da el verdadero quiebre de la figura de Taylor, que empezó a usar sus plataformas para hablar de amor propio, sororidad, la importancia de sanar heridas y de defender nuestras ideas. En una entrevista inolvidable, también validó cómo algunas cosas no es necesario perdonarlas: “Las personas no dejan de decir que hay que perdonar y olvidar para poder avanzar en la vida. No, no es necesario. No tenés que perdonar. No tenés que olvidar. Podés avanzar sin que ninguna de esas dos cosas pasen. Vos simplemente te convertís en una persona diferente y... move on”.

10 momentos clave de su carrera

En 2014, Taylor lanzó 1989, uno de los discos más exitosos de su carrera. 

En 2014, Taylor lanzó 1989, uno de los discos más exitosos de su carrera.  - Créditos: Twitter/@taylorswift

2003. Se convirtió en la artista más joven en firmar con Sony/ATV. ¡Tenía solo 14 años! 

2007. Ganó el premio Horizon, que honra al mejor artista country nuevo del año. 

2009. Mientras aceptaba su premio en los MTV VMA, Kanye West se subió al escenario para ridiculizarla y sacarle el micrófono. 

2013. Ganó el juicio contra David Mueller, quien la demandó por sostener que perdió su trabajo después de que ella reportara que la había agredido sexualmente. 

2014. Lanzó 1989, uno de los discos más exitosos de su carrera. 

2015. En lucha constante contra los contratos injustos con las plataformas on demand de música, no solo sacó su trabajo de Spotify, sino que también logró que Apple Music cambiara sus acuerdos con los artistas. 

2016. Debido al acoso mediático que estaba sufriendo, Taylor decidió tomarse un break.  

2019. Big Machine Label Group vendió, sin su consentimiento, los derechos de sus primeros discos a Scooter Braun. 

2020. Durante la pandemia, lanzó dos discos históricos: Folklore y Evermore. 

2023. Inició The Eras Tour, con el primer recital celebrado en Phoenix. Y se convirtió en la artista femenina con más álbumes #1 en la historia. 

Con ustedes: The Eras Tour, la misa swiftie que llega a Buenos Aires

Los días 9, 10 y 11 de noviembre, las swifties se darán cita en el Monumental para presenciar The Eras Tour

Los días 9, 10 y 11 de noviembre, las swifties se darán cita en el Monumental para presenciar The Eras Tour

Cuando miramos la discografía de Taylor Swift, 1989 (2014) es el álbum que marca su antes y después. Pero la era dorada de su carrera realmente arrancó con el single “Shake It Off” (de ese disco), en el que relata las críticas que recibió durante todos estos años: desde que “no podía retener a un hombre” hasta cuestionar su inteligencia. También fue ahí que nos regaló la icónica “and the haters gonna hate”, frase que –desde hace años– repetimos sin parar. Y fue esto lo que sirvió como puntapié para lo que vendría después: Reputation (2017), Lover (2019), Folklore (2020) Evermore (2020), Midnights (2022) y las regrabaciones (Taylor’s Version) de Fearless (2021), Red (2021), Speak Now (2023) y 1989 (2023).

Es de ese enorme recorrido que se alimenta The Eras Tour, una gira internacional que este mes llega a nuestro país en la que Taylor Swift busca homenajear las etapas de su carrera y que hoy es comparada con un fenómeno que los elitistas de la música aman: la beatlemanía. Convirtiéndose en el regreso de la cantante a los escenarios (no hacía una gira desde 2018), el show –de casi 3 horas de duración– es un verdadero espectáculo con millones de guiños a los fanáticos, quienes –de acuerdo a la prensa internacional– sufren de un fenómeno que se decidió llamar “amnesia swiftie”: se dan cuenta de que no recuerdan detalles claves del show debido a la fuerte emoción que les genera la experiencia que están viviendo. 

Con todos los chiches que nos podamos imaginar (pantallas gigantes, lluvia artificial, escenarios móviles, efectos visuales, cambio constante de vestuarios, bailarines, escenografía y cientos de elementos voladores), esta misa swiftie cambia para siempre la experiencia de ir a un recital en vivo y eleva la vara de lo que se puede esperar en un show de música. 

The Eras Tour en números

Pero esto no se ve reflejado solo en lo intangible que puede ser el amor de los fanáticos, el éxito de The Eras Tour también es acompañado por los números: en Estados Unidos recaudó 2200 millones de dólares en venta de entradas y alcanzó cientos de millones de reproducciones en plataformas de streaming

Desde que arrancó la gira, aumentó casi un 80% el número de personas que empezaron a escuchar los discos de Taylor Swift. A modo de agradecimiento por el trabajo en el detrás de escena del show, la cantante donó más de 55 millones de dólares a sus empleados. Con 146 fechas alrededor del mundo, son 68 shows en Estados Unidos, 48 en Europa, 13 en Latinoamérica, 10 en Asia y 7 en Oceanía, lo que lo convierte en uno de los tours internacionales más grandes de la industria de la música. 

¿No es suficiente para los fanáticos? Hay más: Taylor Swift filmó un documental de The Eras Tour cuyo próximo estreno, de acuerdo a medios norteamericanos, salvó la recaudación de la industria cinematográfica de 2023.

Más allá de ocasionar un terremoto en Seattle o de salvar a la industria cinematográfica de Estados Unidos con su documental, podríamos decir que todo lo que toca Taylor Swift se convierte en oro. ¿Y qué mejor ejemplo que la oleada que se generó con el rumor de su romance con el jugador de fútbol americano Travis Kelce? Según números oficiales, desde que esto se convirtió en noticia, se vendió un 400% más de camisetas con el nombre de él, su pódcast entró entre los más escuchados de Apple, ganó 400.000 seguidores en Instagram y la audiencia femenina de los partidos de fútbol americano creció un 63%. 

Las pulseras de la amistad: un símbolo de fandom y sororidad

intercambiar pulseras en los recitales: una forma de sororidad  y pertenencia entre las fans.

intercambiar pulseras en los recitales: una forma de sororidad y pertenencia entre las fans.

Como todo fandom, las swifties tienen códigos internos para construir comunidad. Así como muchas personas les pidieron casamiento a sus parejas mientras la cantante dice: “And said, marry me, Juliet” en “Love Story”, las pulseras de la amistad son un ejercicio hermoso en donde el compartir es la clave. Con su origen en la letra de “You’re on Your Own, Kid” (en la que Taylor dice: “So make the friendship bracelets”), The Eras Tour se llenó de fans regalando estos pequeños accesorios hechos de cuentas de colores y letras en los que casi no hay reglas. Combinar colores, poner frases de amor, sumar palabras icónicas de las canciones o –simplemente– escribir el nombre de Taylor Swift.

Las más leídas

Te contamos cuáles son las notas con más vistas esta semana.

¡Compartilo!

En esta nota:

SEGUIR LEYENDO

De Lali a Taylor Swift: ¿por qué las artistas mujeres populares son atacadas?

De Lali a Taylor Swift: ¿por qué las artistas mujeres populares son atacadas?


por Ayelén Romano
Taylor Swift es la artista que más contamina el planeta

Taylor Swift es la artista que más contamina el planeta

Little black dress: el increíble vestido que eligió Taylor Swift y con el que marcó tendencia

Little black dress: el increíble vestido que eligió Taylor Swift y con el que marcó tendencia


 RSS

NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.