Newsletter
Newsletter

Eclipse solar: cómo leer su impacto en tu carta astral

¿Sobre qué áreas de vida impactan los eclipses en el eje Tauro-Escorpio y qué esperar de ellos?


Este es el momento en que la corona del sol es visible al 100% de su totalidad.

Este es el momento en que la corona del sol es visible al 100% de su totalidad. - Créditos: Getty



La energía que mueve esta temporada de eclipses tiene que ver con dos signos fijos: los opuestos complementarios Tauro y Escorpio, de carácter introspectivo, que tienen que ver con nuestros recursos. Estos eventos van a impactarnos a nivel individual y colectivo. Tauro busca sustentar, dar soporte, materializar y concretar cuestiones para poder prolongar la chispa de vida que se inició en Aries, con el comienzo de la rueda; Escorpio, en el otro extremo, indaga y profundiza, poniendo las emociones en juego, para preguntarse cuáles de esos recursos son necesarios y cuáles necesitan depuración, ser transformados en otra cosa. Juntos plantean la dinámica de sostener y soltar.

Primera etapa: seis meses atrás

El 30 de abril ocurrió el primer evento del año: un eclipse parcial de Sol en 10° de Tauro, al que sucedió el 15 de mayo un eclipse lunar total en 24° de Escorpio.

Hay varias maneras de pensar el impacto que tuvieron en tu vida: podés retrotraerte a seis meses atrás y buscar cuáles fueron los temas que comenzaron a moverse en aquel momento. También puede ayudarte ir hacia 2003-2004, cuando se repitió este eje tal cual lo estamos viviendo ahora, o hacia 2012-2013, cuando se dio invertido, siendo Escorpio el Nodo Norte y Tauro, el Sur.

Si tenés tu carta natal a mano (y, si no, podés encontrar cómo conseguir el gráfico acá), podés buscar los grados mencionados y plantearte: ¿en qué casa caen? ¿Están cerca de algún planeta, punto destacado o comienzo de casas? Si querés ir más allá, podés mirar si sale algún contacto de esos puntos, con un margen de +- 5°. Por ejemplo, si tenés un planeta o comienzo de casa en 14° de Capricornio, el eclipse parcial solar le hizo un contacto de trígono (armónico). Sin embargo, y aunque esto es relevante, tené en cuenta que los contactos más importantes y fuertes son los que se dan en conjunción (es decir, a cinco grados de distancia del grado del eclipse) o en su oposición.

Etapa actual: próximos eclipses

El 25 de octubre nos espera un eclipse parcial de Sol en 02° de Escorpio, y el 8 de noviembre, uno lunar total en 16° de Tauro, en conjunción a Urano. Estos cerrarán el círculo e iluminarán esas cuestiones que están pendientes de resolución desde hace medio año. Son temas que se fueron trabajando en nuestro interior, y también a nivel colectivo, y que tienen que ver con lo fundamental para sustentarnos material y emocionalmente. ¿Qué de todo eso nos sigue sirviendo y qué tiene que dar paso a otra cosa? El color que aportará Urano será el de lo inesperado y lo contestatario, y acompañará el quiebre con lo obsoleto que propone Escorpio.

Áreas de vida

  • Laboral y profesional: Si un eclipse cae dentro de tu casa II u VIII, tiene impacto sobre tus bienes, ingresos, dineros y recursos concretos; los propios, en el primer caso, o los compartidos o de otros, en el segundo. Esto puede movilizar herencias, pagos pendientes o bienes gananciales. Si cae en tu casa VI, hablará de tu día a día laboral, de tu puesto, tus compañeros y tu entorno de trabajo; mientras que en la casa X tendrá que ver con metas y objetivos profesionales y con la visibilidad y el avance de tu carrera. La actividad creativa se moviliza si cae en la casa V.

  • Afectiva y vincular: La casa IV se refiere a la vida familiar y doméstica, y la V involucra puntualmente a los hijos. Además, tanto la V como la VIII tienen que ver con romances y aventuras amorosas y sexualidad, mientras que la VII nos habla de vínculos de pareja ya establecidos, de socios, rivales y otras relaciones simétricas. En la XI vemos los grupos, las amistades y los proyectos compartidos.

  • Salud: La casa VI, además de significar temas de trabajo, es relevante en cuanto a nuestra salud, porque habla de hábitos de cuidado y de condiciones agudas. En la VIII podemos ver cirugías y procesos terapéuticos, y en la XII aparecen las condiciones crónicas y el trabajo espiritual e introspectivo.

  • Otros temas: Podemos agregar que la casa I habla de nuestra imagen personal y la manera de presentarnos ante el mundo. El eje III-IX se refiere a nuestros horizontes: mientras en la III estamos en nuestro entorno cercano, en la IX vamos más lejos. Esto se refleja en viajes, estudios y situaciones que hacen a nuestra sabiduría.

A nivel colectivo

El tránsito de Urano por Tauro acompaña al Nodo Norte en ese signo: la llama de la rebeldía y de los cuestionamientos en torno al uso de los recursos y de la naturaleza se encendió como tema a nivel mundial. Sin duda, sentiremos el cimbronazo uraniano. El eclipse que cierra esta temporada se dará en conjunción a este planeta, y además en trígono a Plutón, que desde Capricornio está revisando temas como el deber, los límites y la estructura. 

Si tomamos la lección que estos eclipses nos proponen, tenemos la oportunidad de revisar el uso que hacemos del medio ambiente y de proponer un cambio fundamental, conectado con la responsabilidad y con el manejo consciente y sensato de estos medios. En un plano simbólico, es la valoración que hacemos de nosotros mismos y de nuestros vínculos lo que está en revisión. Surgirán nuevas maneras de entablar relaciones, más auténticas y depuradas.

¡Compartilo!

En esta nota:

SEGUIR LEYENDO

Eclipse del 8 de abril: cuándo sucederá y cómo impactará su energía

Eclipse del 8 de abril: cuándo sucederá y cómo impactará su energía


por Geraldine Kraay
Eclipse solar en Libra: cuándo es y cómo te impacta su energía astral

Eclipse solar en Libra: cuándo es y cómo te impacta su energía astral


por Ayelén Romano
Evelyn Botto en la tapa de OHLALÁ! de julio

 RSS

NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.