Newsletter
Newsletter
 • SQUAD

Día del perdón judío: Karen Barg habla de ser valiente, fuerte o feliz

Karen Barg, Karonchi, habla del Día del perdón, que vive desde España. Recuerdos y reflexiones profundas para un tiempo especial.


Día del perdón judío: Karen Barg reflexiona sobre cómo vive esta experiencia en España.

Día del perdón judío: Karen Barg reflexiona sobre cómo vive esta experiencia en España. - Créditos: Getty



Siempre celebré todas las festividades judías: templo, reuniones y mucha (muchísima) comida.

Desde que vivo en España sigo muy conectada con mi espiritualidad religiosa, pero desconectada de las tradiciones judías. Los viernes me olvido de prender las velas de Shabat, creo que solo una vez hice Jala (y fue un poco para dejar contenta a mi mamá).

El año pasado festejé Rosh Hashana (el año nuevo judío), pero porque vino mi mamá y organizó una cena divina en la que invitamos algunas amigas de la colectividad y otras que no lo son así compartíamos nuestras costumbres.

Cada vez que voy aprendiendo más cosas sobre las costumbres del judaísmo me van resultando más interesantes, completamente fascinantes, diría.

¿Cómo puede ser que hace tantos años se piensen algunas cosas tan funcionales que hasta en la actualidad tengan sentido?

 

Los judíos tenemos que cumplir “mitzvot", son los preceptos bajo los cuales se supone que deberíamos manejarnos en esta vida. Son 613 reglas que, lejos de moldearnos y restringirnos (como yo solía pensar), nos dan herramientas para transitar los días de una manera más amorosa con nosotros mismos y con los de nuestro entorno.

Cumplir con todas es, en mi caso, casi imposible. Pero me gusta saber que existen, me gusta a veces intentar cumplirlas y, sobre todo, intentar llevarlas a mi realidad actual.

Cuando murió mi papá, en marzo de 2021, durante una semana fuimos al templo todos los días. Era una ceremonia de 45 minutos en la cual, mediante oraciones, en teoría ayudábamos al alma de mi papá a elevarse en paz.

Si bien esto para algunos puede sonar un poco esotérico, había algo práctico y necesario en esos encuentros: estábamos rodeados de nuestros amigos y familia. Todos los días durante una semana más de 50 personas que nos quieren y querían a mi papá nos acompañaban.

Hablábamos de él, nos reíamos de sus locuras (mi papá era muy divertido) y es increíble cómo cada uno de nosotros teníamos una historia para contar y compartir. No sé si su alma se elevó en paz o no (espero que sí), pero para nosotros esos días posteriores fueron muy sanadores.

 

Con la muerte hay muchas costumbres que me resultan muy actuales y que, la verdad, resuelven un poco la vida en esos días llenos de caos. Una de ellas es que las familias de la comunidad se organizan para cocinarles a la viuda o a la familia de la viuda. Así tiene un tema menos de qué ocuparse. Imaginate llegar a tu casa con el corazón roto y ponerte a desfrizar milanesas.

Otra es que, una vez que se hace el entierro, durante un mes no podés volver al cementerio. No entendía mucho esta costumbre, hasta que un amigo mío se murió: me imaginaba a su mamá sin poder despegarse de esa tumba... Mediante esta costumbre, ella pudo despedir a su hijo y empezar a transitar el duelo de vivir su vida sin él, una vida que nunca más va a ser la misma.

En fin, hay muchas costumbres que ayudan a transitar momentos. ¡Uy! En el casamiento también hay miles de tradiciones que me parecen muy espectaculares (en una próxima columna se las cuento, porque si no esta va a ser eterna).

Una frase que compartió mi mamá y me encantó resume lo que creo yo del día del perdón: el primero que pide disculpas es el más valiente, el primero que perdona es el más fuerte, el primero que olvida es el más feliz.

¿Vos qué querés ser? ¿Valiente, fuerte o feliz?

Las más leídas

Te contamos cuáles son las notas con más vistas esta semana.

¡Compartilo!

En esta nota:

SEGUIR LEYENDO

Karen Barg, se pregunta: ¿por qué nos cuesta tanto pedir ayuda?

Karen Barg, se pregunta: ¿por qué nos cuesta tanto pedir ayuda?


por Karen Barg

 RSS

NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.