Newsletter
Newsletter
 • HISTORICO

Como un vecino más

La experiencia de alquilar un departamento económico en la Web




Reservar pasajes u hoteles por Internet no es novedad, pero sí alquilar departamentos, una buena alternativa si se viaja en grupo y la estadía excede el típico par de días.
Los hay hasta por día, pero lo más común son los alquileres por semana. Parecería difícil alquilar algo lindo, barato y bien ubicado sin verlo previamente. No es así. Las prestadoras de alquileres temporarios se las han ingeniado para ofrecer sitios bien organizados, con mapas detallados y fotos que muestran prácticamente todo el interior de los inmuebles.
Una experiencia en París sirve de muestra. La elección de un departamento en vez de un hotel se debió a que con niños pequeños era más práctico. Calentar una mamadera a cualquier hora del día es mucho más fácil si se cuenta con una cocina instalada hasta con microondas.
Todo empezó con una búsqueda en Google como apartamentos en París, aunque hubiera dado lo mismo cualquier ciudad europea.
A partir de allí se abrió un mundo de prestadores de estos servicios. Todos comparten ciertas características: lo primero que el interesado debe hacer es seleccionar una lengua y entrar los parámetros de su búsqueda, es decir fechas, cantidad de personas y, en muchos casos, ubicación deseada. Muchos ofrecen además la posibilidad de buscar con criterios adicionales como que el edificio posea ascensor.
Los resultados de estas búsquedas aparecen en forma de miniavisos con una pequeña foto, una sintética descripción con la ubicación, la cantidad de camas, servicios y, muchas veces, una evaluación de los turistas que se han quedado allí. Los departamentos están equipados con sábanas, toallas y vajilla. En muchos casos también incluyen extras como cunas portátiles.

Todos los detalles

Con un clic se accede a la descripción detallada del departamento seleccionado, con fotos, mapas y la ubicación, incluyendo las líneas de transporte público cercanas.
Desde allí también se lo puede reservar online. Luego siguen las formalidades: el envío del contrato por e-mail y el pago de la mitad del alquiler por adelantado mediante transferencia bancaria. En algunos casos aceptan además tarjetas de crédito.
Antes de viajar, se combina día y hora de arribo para recibir las llaves, tanto en las oficinas de la prestadora o en la dirección del departamento. El resto del alquiler se abona allí mismo y se suele dejar un depósito como garantía que se reintegra el día de la devolución del inmueble.
La experiencia fue excelente. No sólo la estada en un lindísimo estudio para cuatro personas, a 200 metros del Louvre por 500 euros por semana, sino la practicidad y los ahorros adicionales en comunicaciones -había Wi-Fi- y comidas.
¡Ah!, y una ventaja más... la excusa perfecta para ir a la boulangerie todas las mañanas y regresar con una baguette recién horneada debajo del brazo para, así, darle un distintivo toque francés a la estada.
Victoria Repetto

¡Compartilo!

SEGUIR LEYENDO

Método Pathwork: ¿qué es y de qué se trata esta técnica de transformación personal?

Método Pathwork: ¿qué es y de qué se trata esta técnica de transformación personal?


por Euge Castagnino
Tapa para OHLALÁ! de junio con Stephie Demner

 RSS

NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.