Newsletter
Newsletter
 • SQUAD

Luna Llena y Eclipse en Escorpio: el cuerpo, el instinto, la pasión y los enojos

Una de nuestras astrólogas nos brinda algunas preguntas oportunas ante este evento astronómico que se lee como una oportunidad desde la astrología.


Eclipse: una oportunidad para mejorar nuestro bienestar.

Eclipse: una oportunidad para mejorar nuestro bienestar. - Créditos: Getty



Querida lectora, este viernes tenemos la Luna llena y Eclipse en Escorpio. Seguramente viste un montón de información en redes sociales sobre este evento y es muy probable que, a esta altura, estés mareada. Así que voy a intentar ordenar la data un poco. 

Por un lado, las Lunas Llenas nos hablan de un final de ciclo. Más específicamente, de un ciclo que empezó seis meses antes. Entonces, mi sugerencia es que revises qué pasaba en tu vida en octubre/noviembre del año pasado y qué está pasando ahora.

Por otro lado, los Eclipses en Astrología se producen cuando la Luna Nueva o la Luna Llena se dan en conjunción a los Nodos Lunares, unos puntos matemáticos que se ubican en la intersección entre la órbita de la Luna y la Eclíptica, el camino que recorre la Tierra. Los Nodos entraron entraron en Tauro-Escorpio a principios de 2022. Entonces, esta Luna Llena y Eclipse no sólo nos lleva a lo que pasaba hace seis meses sino también a lo que estaba pasando a principios del año pasado.

 

¿Te acordas cuáles eran los asuntos que se estaban moviendo por entonces? Es importante que busques unir los puntos hacia atrás, sobre todo si tenés algo de Tauro, Escorpio, Leo o Acuario en tu Carta Natal. Más aún, si estos días fueron muy movilizantes y estallaron conflictos que estaban latentes. Si durante este tiempo, los conflictos fueron metidos debajo de la alfombra es probable que durante estos días se hagan visibles y no sea posible evitarlos.

Si, durante el año pasado, fuimos dejando lo que ya no funcionaba y apostamos por lo que sí, es probable que estos días se vivan con mucha felicidad porque seguro estaremos recibiendo los frutos del trabajo que hicimos este tiempo. De hecho, podríamos ir un poco más atrás y observar qué pasaba en nuestras vidas en 2018-2019, cuando Urano entró en Tauro. Después de todo, la Luna Llena y el Eclipse se dan en oposición a Urano. No todo lo vinculado al eclipse es malo pero la verdad es que nadie busca la Astrología cuando todo va sobre rieles.

Por otro lado, me gustaría dejarte algunas cositas para observar. Entonces, me gustaría preguntarte:

- ¿Cómo lidiás con el conflicto? ¿lo ponés sobre la mesa? ¿te borrás de las situaciones difíciles? ¿podés aceptar que algo se terminó? Tengo la sensación que entre millenials y centennials, la tendencia es romper los lazos en situaciones de conflicto. Mientras que la generación X y los Boomers se quedan en situaciones conflictivas mucho tiempo. 

-¿Tenés vínculos íntimos y profundos? ¿preferís la libertad y que nada te incomode? ¿tendés a la simbiosis? ¿sos controladora? ¿hay intimidad pero también autonomía en tus vínculos? Creo que después de la pandemia, cambiaron nuestros patrones vinculares y muchas de nosotras disfrutamos de la soledad y somos más conscientes de lo que implica relacionarse. Ahora tenemos cierta aversión a generar espacios de intimidad, porque tenemos miedo a ser lastimadas.

Esto tiene sentido porque en los vínculos pre-pandémicos, el dolor y el drama estaban demasiado normalizados. Ahora nos protegemos más pero también nos privamos de sentir y la intimidad es vital para el mamífero que somos. Esa intimidad también nos deja al desnudo y eso es complejo para el tiempo en el que vivimos, donde todo tiene que ser hermoso, perfecto e impecable, como la inteligencia artificial. 

-¿Qué espacio le das a lo salvaje que vive en vos? ¿podés gritar, aullar o gemir? ¿sos muy mental y analítica? ¿tenés bruxismo, tensión en las cervicales o problemas de digestión? Vivimos en una cultura que hace culto a la mente, las explicaciones y el análisis exhaustivo. No voy a negar los beneficios de esto pero hemos castrado al animal que vive dentro nuestro. Pero eso a lo que no le damos espacio, no lo podemos hacer desaparecer. Entonces, se manifiesta como bruxismo, tensión muscular o un sistema digestivo que no puede procesar lo que ingiere (y no me refiero sólo a la comida). 

Esta Luna Llena y Eclipse es un gran momento para registrar si tenemos algunos de estos síntomas, porque es probable que necesitemos sacar el costado más animal que se defiende. Por otro lado, en la vereda opuesta, si nos dejemos llevar por el instinto y estemos en vínculos donde hay mucha química sexual, pero la dimensión emocional es muy problemática,  o tenemos comportamientos autodestructivos, esta es una gran oportunidad para hacer un corte. Y si no es en esta ocasión, será en otra. 

Si querés más data sobre el Eclipse y la Luna llena, te invito a leer el Horóscopo del mes de mayo para tu Sol y Ascendente. Y sobre todo, que te hagas la carta natal con alguna astróloga que te dé confianza. Un abrazo grande

Las más leídas

Te contamos cuáles son las notas con más vistas esta semana.

¡Compartilo!

SEGUIR LEYENDO

Prohibición del lenguaje inclusivo: cuando el ahorro se come al género

Prohibición del lenguaje inclusivo: cuando el ahorro se come al género


por Georgina Sticco

 RSS

NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.