Newsletter
Newsletter

Oubaitori, el método japonés para mejorar tu salud mental en 5 pasos

Este principio nos recuerda que cada árbol florece a su propio ritmo. No hay lugar para la competencia, algo que traducido a nuestra vida diaria acciona a favor de la salud mental.


Oubaitori, el método japonés para ser más feliz.

Oubaitori, el método japonés para ser más feliz. - Créditos: Getty



“Cada florecimiento tiene su propia belleza y no son comparables entre sí”, es un concepto que se deriva de la mirada japonesa, un sitio en el que la primavera tiene un rol muy especial no solo por la belleza de sus plantas en flor, sino también por la sabiduría que la sociedad logra observar y tomar de ella.

Cada primavera, en Japón, florecen cuatro árboles muy característicos del paisaje oriental tiñendo en tonalidades rosas y blancas una gran parte de la isla. Hablamos del cerezo, la ciruela, el melocotón y el albaricoque. Cada uno florece en su momento y no es comparable con el otro. Todos guardan una belleza particular y el momento en que sucede siempre es el más indicado.

El principio japonés que describe esto se llama Oubaitori. La síntesis, podemos decir es que de nada sirve compararse con otros, cada uno florece a su tiempo y en el momento más indicado.

Cómo aplicar el principio Oubaitori

¿Cómo aplicar el principio Oubaitori? Se trata de aprender a estar cada vez más presente y, al mismo tiempo, en aprender a aceptar los tiempos y procesos de tu propia vida más allá de la ansiedad o de las expectativas que solo viven en la mente, pero lejos están de pisar la tierra. Aplicar el principio de manera cotidiana es lo que te puede conducir a un cambio sustancial: aunque existan errores en el camino (los habrá), la clave es la convicción en el proceso y la constancia.

Para lograrlo (o acercarnos a ello) te compartimos los 5 pasos que recomienda el traductor de japonés Jake Hallows, que vivió mucho tiempo en Hokkaido y los aprendió a poner en práctica.

Ser amables con nosotros mismos es un paso para sentirnos mejor.

Ser amables con nosotros mismos es un paso para sentirnos mejor. - Créditos: Getty

1. Sé amable con vos mismo

La parte quizás más importante del concepto de Oubaitori es ser respetuoso con uno mismo. Esto -explica Hallows- significa que, en vez de torturarnos con los errores, debemos mirar cómo mejorar y crecer en el futuro. También se traduce en celebrar nuestros logros y éxitos, ya que eso nos permite tener más confianza en nosotros mismos. 

2. Sé agradecido con lo que tenés

Hacer un esfuerzo en estar agradecidos por lo que tenemos en nuestra vida es un gran hábito, según Hallows. No solo nos ayuda a darnos cuenta de lo bueno que tenemos, sino que también nos ayuda a dejar de compararnos con los demás. Entre las ideas que brinda el traductor, propone llevar un diario íntimo y anotar todas esas cosas que descubrimos que tienen valor en nuestra vida de manera cotidiana.

Al final del día, además de no haber necesitado compararte con otras personas, te vas a sorprender de todo lo que tiene valor para vos y encima está al alcance de tu mano.

3. Cambiá la forma de usar las redes sociales

Si considerás que las redes sociales te pueden estar haciendo mal, generando ansiedad o debilitando tu autoestima, podés probar con dejar de seguir ciertas cuentas y reducir tu círculo únicamente a amigos y familia. “Puede ser una buena manera de crear un entorno en línea positivo para que lo disfrutes”, decía Hallows. Una idea para reducir el tiempo expuesto a las redes: borrar las aplicaciones del celular.

4 - Comprendé que cada persona tiene sus propias circunstancias

Las personas suelen compartir sus éxitos (en las redes y en la vida off line), pero pocas veces muestran el duro trabajo que hicieron para llegar. Por eso, explica Hallows, debemos tener en cuenta que el viaje y el ritmo con el que se realiza es diferente para cada persona. Hallows dice: “Lo que podría ser natural para ti no lo será para otra persona, así que no te decepciones cuando suceda lo contrario”.

5. Inspirate en los éxitos de otros

En vez de lamentarte por los logros de los demás podés inspirarte en ellos y tomarlo a tu favor. “En lugar de dejar que las comparaciones negativas tomen el control, ser capaces de decir '¡si lograron eso, yo también puedo!' es una gran habilidad”, explica el traductor. El punto de vista desde donde te paras para observar siempre está en tu poder.

Las más leídas

Te contamos cuáles son las notas con más vistas esta semana.

¡Compartilo!

SEGUIR LEYENDO

Estas son las claves de Einstein para ser feliz

Estas son las claves de Einstein para ser feliz


por Laura Gambale

 RSS

NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.