Newsletter
Newsletter

Mes de la Fertilidad: por qué son claves las amistades al encarar una fertilización asistida

La licenciada en psicología Cecilia Taburet reflexiona sobre los tratamientos de fertilidad y las amistades. ¿Somos conscientes de lo valioso que es tener amigos en nuestra vida?, ¿y del rol que juegan cuando se planifica tener un hijo?


La amistad, pilar fundamental en el proceso de fertilización asistida.

La amistad, pilar fundamental en el proceso de fertilización asistida. - Créditos: Getty



En lo que respecta a la búsqueda de embarazo, pérdidas gestacionales o transitar tratamientos de reproducción asistida, es sustancial una mano amiga que sostenga, que abrace en silencio cuando algo no sale tal lo esperado o que llore de alegría con un avance, una buena noticia.

Tan noble es esa mirada, ese "hacer fuerza juntas" que puede hacer la diferencia para lograr el ansiado positivo. Se trata de esas amistades que llenan de energía, que vibran y que se ponen contentas, que colaboran a sacar del foco del dolor; es ese vínculo genuino y compinche que siempre enriquece.

 

Las dificultades reproductivas conllevan encuentros, desencuentros, interrogantes y nuevos modos de pensar y sentir, pero tener una amistad cerca que entienda, que no juzgue, que “sujete” cuando se quiere "tirar la toalla" siempre va a ser fundamental para atravesar el proceso de modo acompañado y proteger las diferentes áreas de la vida de la persona.

Es necesario nombrar que, en ocasiones, se necesita hacer un duelo porque esa persona que hace mucho tiempo es amiga, tal vez durante el transcurso de los acontecimientos no esté preparada para acompañar de modo beneficioso; a veces, por falta de conocimiento, rigidez o dificultad para soportar la angustia o tristeza de los protagonistas.

En el consultorio es usual escuchar a muchas usuarias (sí, la mayoría mujeres) que se lamentan porque sienten que se alejaron de amistades muy significativas por sentirse incomprendidas o minimizadas en su sentir con respecto a la búsqueda de embarazo o durante los procedimientos de reproducción asistida.

 

Por otra parte, muchas veces se experimenta incomodidad porque los temas de conversación giran en torno a la búsqueda o a los tratamientos, se coloca el foco en los tiempos del calendario femenino y se presentan dificultades para establecer diálogos recíprocos, dado que la ansiedad y la angustia colocan la atención e interés en los pasos a seguir para lograr la gestación.

Por el contrario, muchas parejas lo experimentan en silencio y con ciertas conductas evitativas, lo que da como resultado cierto alejamiento y ajenidad con su círculo de amistades. En muchas ocasiones, esta distancia con las amistades suele ser transitoria y se logra recomponer el vínculo o sincerarse con el tiempo, de modo de retomar un camino de cercanía necesario en medio de tan complejo proceso.

Si se percibe distanciamiento con amistades que siempre fueron vínculos íntimos y profundos se puede apelar a conversaciones desde el respeto y cautela sobre la situación que están viviendo y colaborar con lo que sea necesario. 

 

Es recomendable esperar los tiempos de las personas que se encuentran en la búsqueda y estén con dificultades. Sabemos que los vínculos son dinámicos, cambian, se fortalecen y en ocasiones se producen distancias necesarias. En todos los casos es importante comprender que los vínculos son un devenir, se gestan y desarrollan en un contexto particular, el diálogo sincero siempre será una brújula para elaborar conflictos y realizar ajustes acorde a las necesidades actuales  de ambas partes.

Frente a los cambios que se van dando, no es necesario “forzar” o “hacer como si nada pasara”, sino más bien asumir la responsabilidad para lograr superar el distanciamiento o incomodidad, si eso es lo que queremos. 

Algunos vínculos de amistad son intensos, pero transitorios y, otros, son duraderos y se reponen a las adversidades propias de la vida. 

 

Puntualmente cuando una amiga/o está atravesando dificultades reproductivas respetar sus tiempos, cuidar las palabras y estar disponible para cuando lo necesiten será un modo saludable de estar “a la altura” y proteger los vínculos significativos.

 

Si sos la persona que está pasando la problemática será considerable apelar al diálogo y la confianza con el amigo/a y permitir que te ayuden. La vida con amigos siempre será un regalo.

Toda situación que implica una movilización, una posible crisis vital es una oportunidad de revisar los vínculos de amistad y evaluar quiénes ameritan continuar compartiendo cada etapa y cuáles podemos soltar.

Por Cecilia Taburet, Lic. en Psicología (UBA). IG @lic.ceciliataburet. Gentileza para OHLALÁ!

¡Compartilo!

SEGUIR LEYENDO

Los grupos de apoyo mejoran la calidad de vida de las familias gestantes

Los grupos de apoyo mejoran la calidad de vida de las familias gestantes


por Cecilia Taburet
Tapa para OHLALÁ! de junio con Stephie Demner

 RSS

NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.