Newsletter
Newsletter

¿Cómo curar un mate? Trucos para mates de calabaza y madera

Los mejores consejos para curar tu mate y que dure por muchos años. Además, te contamos algo sobre el origen de esta tradición argentina que ya tiene más de dos siglos de historia.


¿Cómo curar un mate?

¿Cómo curar un mate? - Créditos: Archivo LN



Si existe una tradición que nos interpela y nos identifica como nadie a la sociedad argentina es el consumo de mate casi casi a toda hora.

Los invaluables primeros “amargos” de la mañana, o el mate del laburo al intercambiar las primeras palabras con los compañeros. Ni hablar cuando le decís a una amiga: “poné la pava que estoy en 5 minutos”, activando esa sensación de intimidad y disponibilidad para el encuentro tan argenta, aunque sea una media hora para cortar la rutina y encontrarse.

El encuentro y el mate van de la mano: en Argentina, el mate a veces es la "excusa" para compartir un buen momento con otra personas queridas, o bien, para tomarnos un descanso y reflexionar junto al "amargo" dejando "afuera" suspendido por unos minutos todo tipo de exigencia. Con yuyos o sin, siguiendo distintas técnicas para preparar un buen mate, lo cierto es que va a toda hora y siempre es garantía de un momento reparador.

Para curar el mate vas a necesitar untar con algun material graso, yerba y agua caliente.

Para curar el mate vas a necesitar untar con algun material graso, yerba y agua caliente. - Créditos: Getty Images

Orígenes de la tradición del mate

Según se detalla en el portal de Cultura de la Nación, los custodios y usuarios de la yerba mate fueron los guaraníes. Ellos utilizaban sus hojas como bebida, objeto de culto y moneda de cambio en sus trueques con otros pueblos. Caá en guaraní significa yerba, planta y selva. Para este pueblo, el árbol de la yerba mate era, más que nada, un regalo de los dioses.

Sin embargo, se cree que los verdaderos encargados de difundir su consumo y virtudes durante la época del Virreinato del Río de la Plata (a principios del siglo XIX) fueron los conquistadores. Años más tarde, los Jesuitas introdujeron el cultivo en las reducciones o misiones jesuíticas guaraníes. Gracias a ellos, la yerba mate se popularizó.

Desde entonces, tomar mate se transformó en una de las tradiciones que, como pocas, se mantiene inalterada desde hace siglos, arraigándose y expandiéndose alrededor del mundo. Actualmente, en el país se consumen unos 100 litros de mate al año por persona.

En el país se consumen unos 100 litros de mate al año por persona.

En el país se consumen unos 100 litros de mate al año por persona. - Créditos: Getty Images

Cómo curar un mate de madera

  1. 1

    Lo primero es asegurarte de que tu mate esté limpio y en buenas condiciones.

  2. 2

    Una vez realizado el primer paso, hay que untar el mate con algún medio graso en su interior (aceite o manteca) y luego dejarlo reposar durante 24 horas. 

  3. 3

    Ahora hay que llenar toda su capacidad con yerba húmeda o alguna que ya haya sido utilizada.

  4. 4

    Se coloca agua hirviendo hasta que se hinche la yerba y se cubra bien todo el mate.

  5. 5

    Ahora hay que dejarlo en reposo al menos un día y, en lo posible, repetir el proceso dos o tres veces más antes de cebar tu primer mate.

  6. 6

    Otra alternativa que tiene buenos resultados es untar el mate de madera con una capa de aceite o manteca para sellar sus poros y alargar su vida.

Cómo curar un mate de calabaza

  • Lavá bien el interior del mate con agua caliente.

  • Llenalo con yerba húmeda ya usada previamente, agregale un poco de agua tibia para que la yerba no se seque y dejá reposar 24 horas.

  • Al día siguiente, quitá la yerba y con una cucharita raspá el interior para quitar el hollejo, las membranas o los fragmentos de madera.

  • Volvé a repetir la técnica desde el comienzo, aunque sin lavar el mate durante 3 o 4 días. Tres o cuatro veces va a ser suficiente para que el mate quede bien curado.

Data extra: los mates de madera demandan un cuidado extra cuando están en uso porque corren el riesgo de agrietarse y perder líquido. ¿Cómo podemos evitarlo? Hay que asegurarse de que estén bien secos: pueden dejarse al aire libre luego lavarlos o secarlos bien con un trapo limpio.

Las más leídas

Te contamos cuáles son las notas con más vistas esta semana.

¡Compartilo!

En esta nota:

SEGUIR LEYENDO

Cómo limpiar el extractor de cocina sin mucho trabajo

Cómo limpiar el extractor de cocina sin mucho trabajo


por Laura Gambale
Trucos para lavar las loncheras térmicas

Trucos para lavar las loncheras térmicas


por Laura Gambale
Vinagre blanco o de manzana: cuál es el mejor para limpiar y desinfectar

Vinagre blanco o de manzana: cuál es el mejor para limpiar y desinfectar


por Ro Solavaggione
Tapa para OHLALÁ! de junio con Stephie Demner

 RSS

NOSOTROS

DESCUBRÍ

Términos y Condiciones


¿Cómo anunciar?


Preguntas frecuentes

Copyright 2022 SA LA NACION


Todos los derechos reservados.